Los derechos de exportación son un castigo a la producción, aún más, para los productores que están alejados de los puertos.

Las economías regionales y particularmente las que se desarrollan en el norte, son mercados específicos de “especialidades” como poroto, garbanzo, incluso maíz y soja, y con un aumento de las retenciones, quedarían afuera del mercado internacional y sin posibilidad de siquiera sembrar.

De esta manera, CRA rechaza esta nueva posibilidad que se abaraja por parte de algunos gobernadores, como el radical Gerardo Morales, que ha planteado en los últimos días un aumento de las mal llamadas retenciones, que le pegaría de manera directa a los propios productores que están en su provincia.