En la reunión, Mnuchin reiteró su “firme y contundente” apoyo al programa económico que la Argentina está emprendiendo y las reformas implementadas para retornar a un sendero de crecimiento sostenible. Además, el funcionario de Donald Trump felicitó a la Argentina por la exitosa presidencia del G20.
Ayer, el secretario del Tesoro de EEUU mostró su apoyo al acuerdo firmado por la Argentina con el FMI, y respaldó los ajustes en la política monetaria y fiscal que lleva adelante el Gobierno, en el marco de una estrategia que aseguró está “dirigida a bajar las tasas de interés, la inflación y poner a la economía y la moneda en un camino hacia la estabilidad”. 
En su declaración, Mnuchin señaló que “el FMI también debe promover programas de préstamos que tengan, como objetivo, ingresos medios más altos y que ayuden a incentivar la asignación de capital basada en el mercado. Para lograr estos objetivos, instamos al FMI a mejorar el diseño de los programas de préstamos para que tengan un claro énfasis en promover crecimiento a través de políticas enfocadas y priorizadas”.
Y destacó: “Un muy buen ejemplo reciente de esto es el Acuerdo Stand By del FMI con Argentina, que se centra en políticas que pueden ayudar a reforzar la estabilidad macroeconómica y la confianza del mercado. Acogemos con satisfacción los fuertes ajustes de la política monetaria y fiscal propuestos por el gobierno argentino en su reciente acuerdo a nivel de personal con el FMI”.
“Apoyamos firmemente los esfuerzos de política mejorada del presidente Macri y la nueva iniciativa de política monetaria dirigida a bajar las tasas de interés y la inflación y colocar a economía y moneda argentinas en un camino hacia la estabilidad”, concluyó.
Dujovne y la vicepresidenta segunda del Banco Central de la República Argentina, Verónica Rappoport, participaron ayer de la foto de familia de la Cuarta Reunión de ministros de Finanzas y presidentes de Bancos Centrales del G-20, y se espera que hoy brinden una conferencia de prensa.
Por otro lado, el ministro de Hacienda participó de una reunión organizada por Mnuchin para discutir la crisis en Venezuela.
Los ministros presentes condenaron el “régimen autoritario” del gobierno de Nicolás Maduro y conversaron sobre el rol que podría jugar la cooperación internacional para ayudar a aliviar la crisis humanitaria de Venezuela