INTA Misiones incorpora desafíos ambientales globales para desarrollar procesos de producción sustentables

El Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) es uno de los principales organizadores en la Argentina del encuentro de la red mundial de investigadores de IUFRO (Unión Internacional de Organizaciones de Investigación Forestal, por sus siglas en inglés) que se realiza en Posadas, Misiones, desde el 1 hasta 5 de octubre.

La “Conferencia IUFRO 2018” tiene como eje temático debatir sobre la importancia de los servicios ecosistémicos, que serían todos aquellos bienes y servicios que el ambiente brinda a la humanidad, desde el agua potable, la tierra para la producción de alimentos, los bosques nativos y sus productos no madereros, paisaje escénico, entre tantos otros, donde el rol clave es la conservación de la biodiversidad. “Lo que lo que se debe manejar en forma adecuada es la diversidad existente entre los organismos vivos, que es esencial para la función de los ecosistemas y para que estos presten sus servicios”, explican los especialistas.

“Sin dudas, este es uno de los mayores desafíos del sector productivo y es de los temas que más le compete trabajar al INTA. Desde hace unos años la institución se propuso incorporar criterios de conservación y desarrollar procesos productivos amigables con el ambiente, incluso intervenir para mejorarlos en sus propios procesos productivos”, sostuvo el director regional del INTA Misiones, Octavio Ingaramo.

En esta línea, el funcionario explicó que “en la región se está generando conocimiento con algunas estrategias productivas sistémicas, como son los sistemas silvopastoriles o agroforestales”.

En los sistemas silvopastoriles se apunta a incrementar los niveles productivos en una misma unidad de superficie, y de esa manera disminuir la presión sobre los recursos naturales; en tanto, sobre esquemas agroforestales, indicó que se trabaja en implantación de especies forestales o nativas en cultivos de yerba mate. “El objetivo es lograr encontrar un punto exacto entre una buena productividad de yerba en combinación con el crecimiento de especies de árboles de alto valor; también hay un fuerte trabajo en esquemas de restauración del bosque nativo con intervención del hombre, entre otras acciones que llevamos adelante desde INTA Misiones, para atender este desafío que tenemos como humanidad, de seguir generando bienes y servicios, de manera de compatibilizar este gran dilema que tenemos por delante, hasta logar un equilibrio entre producción y ambiente”, expresó Ingaramo.