La industria láctea Cotagú deja de producir y cerrará sus locales comerciales

Peligra la fuente laboral de más de 30 familias. El pedido de quiebra realizaría en las próximas horas y se confirmó el cierre de los negocios con atención al público

El viernes ingresó el último camión con leche a la planta de Calle Rocamora. El transporte descargó los 1200 litros que llevaba en la cisterna. Cifra ínfima para una cooperativa que requiere de 60.000 litros diarios para ser competitiva.

La crisis, data de varios años, comenzó a agravarse en las últimas dos temporadas, con una marcada baja en la recepción de la materia prima.  Los empleados tomaron  nota de la situación y ellos mismos decidieron bajarse el sueldo y trabajar menos horas.

Posteriormente se abrieron puntos de ventas de leche y derivados, quesos, yogur y postrecitos en distintos puntos de la ciudad, inclusive en la misma planta, pero cada vez arribaba menos materia prima tornándose la situación muy crítica. La baja de leche comenzó a hacerse cada vez más notoria. Primero  15.000 litros, luego 8000 y en la última semana 1.200. Imposible seguir trabajando de esa manera.

Es más, la cooperativa no tiene dinero para pagar los 1200 litros, además de agotar los  insumos básicos. Uno de los empleados comentó que “nos quedamos sin polietileno,  cartón y las bolsas para envasar las barras de queso”. También se supo que quedará, hasta agotar el poco stock, abierto el local de calle Rocamora que cerraría sus puertas entre el martes y el miércoles.

Cabe destacar que los empleados concurren al lugar de trabajo, a los fines de “preservar los bienes de la cooperativa como maquinarías y otros elementos”.

Hoy llegaría a la ciudad un representante del Inaes para hablar con los trabajadores que piensan en constituir una cooperativa de trabajo