Acostumbrados a un mercado internacional muy fuerte y a un mercado interno con ciertas debilidades, llegados a diciembre el escenario cambió.

Por un lado vemos precios locales para el mercado interno con valores sostenidos y record, que comparado con diciembre de 2018 los valores de la hacienda aumentaron un 100%, corriendo por encima de inflación. Igualmente, estos números cuando los volcamos a los márgenes de la empresa probablemente no cierren, ya que los costos también han crecido en muchos casos por encima de la inflación y han acompañado al dólar.

En el mercado internacional, China comenzó a cancelar y renegociar contratos por valores muchos más bajos de lo que venían pagando, de 7000 u$s/tn a 5000 u$s/tn, un 40% por debajo de los valores de noviembre. El mercado chino decidió intervenir en las cotizaciones internacionales preocupados por la suba del precio de la hacienda, por lo que invitó a importadores a renegociar los contratos.

Hoy hay mucha incertidumbre y habrá que esperar a enero y febrero cuando comiencen a reacomodarse los contratos luego del año nuevo chino.