Por la peste porcina, Argentina deberá fortalecer controles sanitarios

El Médico Veterinario Marcelo Zysman alerta que Argentina deberá poner el foco en evitar la entrada de problemas que puedan afectar la sanidad del rodeo porcino el país.

La peste porcina africana es uno de los problemas de los que está hablando el sector agropecuario no sólo en Argentina sino en el resto del mundo. Ante esto, los controles sanitarios deben fortalecerse, explica el Médico Veterinario Marcelo Zysman en su columna de Radio Campo.

El especialista sostiene que nuestro país tiene el mejor estándar de calidad de de cerdo a nivel mundial; además, se trata de una poteína cuyo consumo interno aumenta por los precios y por ser una carne roja más sana y con mejor valor nutricional.

El país tiene también potencial para seguir creciendo. Zysman advierte que, con un manejo excepcional, la cerda puede tener tres pariciones por año -con uno 14 lechones por parición- y se calcula que, como regla general de la industria, va a faena a los 110 kilos. Así, esa cerda puede dar por año más de 4.500 kilos.

Sin embargo, el país importa cerdo. Y eso genera un riesgo para el país por las enfermedades que no existen en el territorio nacional y no son propias de la región. Una de ellas es esta peste que afectó con fuerza al sector porcino de China.

Se trata de una peste “devastadora” para los cerdos, explica, porque puede enfermar al 100% del rodeo pero el nivel de mortalidad puede no alcanzar esa totalidad, y los animales que queden vivos deberán ser sacrificados.

En ese contexto, asegura que Argentina deberá hacer especial hincapié en ser más que estricta con los controles sanitarios y exigir que las vacunas, por ejemplo, traigan virus muerto para un montón de enfermedades, con el único objetivo de no perjudicar a esa producción tan eficiente en el país.